HISTORIA

1970

1970

Surgimiento del Grupo LP:  Colaborar en la capacitación de jóvenes profesionales o técnicos y su posterior inserción en el medio laboral ha ocupado siempre un lugar importante en la vida de Luis Peluffo y sus asociados, tanto por la necesidad de ello que uno detecta en el medio agropecuario como para retribuir lo recibido en esos difíciles momentos del comienzo. De esta vivencia rescatan hoy una visión útil a compartir, que es la convicción de que la actividad de campo, plenamente ejercida, es un trabajo para jóvenes. Otra manera de hacer algo sobre ello es a través del sistema de pasantías que es desde hace mucho tiempo una realidad en el grupo. Las pasantías, comenzaron desde muy temprano, por el año 1977 los jóvenes llegaban por medio de amistades o contactos ocasionales

1980

1980

Luego se fue organizando el sistema, y a mediados de los 90 se fueron concretando pasantías más formales, en relación con las universidades, escuelas agrarias, etc. Para llegar al momento actual en que se reciben por año para un primer contacto 20-30 postulantes de pasantía de ambos sexos por año, de los cuales se concretan unos 4 a 6 jóvenes para trabajar en residencias de 5 meses a un año, o hasta su salida a una mejor alternativa laboral.

1990

1990

A partir de mediados los años 90 Luis Peluffo, Ing.P.A (UCA 69) se abocó a propulsar un sistema de producción lechera que imaginó sustentable y generador de una mejor calidad de vida para todos sus integrantes, adoptando de Nueva Zelanda lo que vio posible de esta atractiva forma de hacer tambo que ocurre allí. Ello representó un cambio importante luego de largos años de consolidar una actividad tambera pastoril más tradicional, trabajando primero bajo dirección de su Padre, el Ingeniero Agrónomo Vicente A. Peluffo y luego asociado con sus Hermanos, Vicente, Diego y Marcos, siempre acompañado por los buenos consejos de los grupos CREA en que ha venido participando.

2000

2000

El tiempo ha ido mostrando que el sistema tiene un potencial de crecimiento, dado por un superávit anual de vientres con respecto a las necesidades de reposición y el entusiasmo de los jóvenes técnicos y profesionales que se van incorporando primero como pasantes y luego como socios a medida que se van capacitando. Ello ha dado lugar a ir compartiendo y/o delegando con/en ellos hasta las tareas gerenciales, generando más unidades de tambos y en algunos casos nuevas empresas a cargo de los mismos. De esta forma, en Trenque Lauquen, la sociedad original, María Teresa Sur SRL pasó a ser gerenciada por un directorio formado por sus hijos, Matías, Eduardo, Alejandra y Soledad Peluffo. Se formó una nueva empresa, Kiwi Criollo SRL, en sociedad con el matrimonio de médicos veterinarios Carolina Chiapello y Lucas Alassio, en la que los socios gerente son ellos y el Directorio lo completan el matrimonio María Eugenia del Puerto y Luis Peluffo. Ya mediada la década del 2000 en la zona de Pergamino y General Gelly, sur de Santa Fe, se formó otro núcleo de tambos en campos alquilados, bajo la sociedad Tambo Fundación SRL, en la que comparten la responsabilidad de la tarea directiva

2017

2017

Esta descentralización en empresas independientes favorece el objetivo de crecer en un marco de responsabilidad y libertad, no obstante, los gerentes de las distintas empresas han visto posible un importante potencial de interacción entre las mismas, por lo que proponen la creación de un grupo de intercambio y colaboración que denominaron Grupo LP, en el cual las empresas comparten ideas y actividades en común, sin perder su individualidad pero logrando la fortaleza y contención que les da el grupo. Hoy, Luis Peluffo con su esposa María Eugenia, radicados en la ciudad de Pergamino, continúan acompañando, aportando y recibiendo de esta relación y dedicados a profundizar en las posibilidades de mayor complementariedad, tanto en lo comercial como en lo técnico, laboral e inclusive social. Una de las características principales de los socios gerentes en esta modalidad de empresa tambera, es ir delegando tareas en los socios tamberos y/o colaboradores a medida que hay crecimiento, tratando de que cada uno las pueda desempeñar sin sacrificar calidad de vida por el exceso de trabajo o responsabilidad.

NUESTROS COMIENZOS